Tras el ciberataque contra Estados Unidos, el Kremlin criticó a Joe Biden y afirmó que “las relaciones con Washington van de mal en peor”

Tras el ciberataque contra Estados Unidos, el Kremlin criticó a Joe Biden y afirmó que “las relaciones con Washington van de mal en peor”

A un mes de la toma de posesión de Joe Biden, Rusia avisó este miércoles que no espera “nada bueno” de la futura administración de Estados Unidos, guiada por la “rusofobia”, en plena tensión entre los dos países debido a un ciberataque masivo.

“En cuanto al cambio de liderazgo en Estados Unidos y si será más difícil para nosotros, no lo creo. Será más de lo mismo”, explicó el presidente Vladimir Putin en un encuentro con legisladores y responsables públicos.

“Nos esperamos nada bueno, está claro”, del futuro presidente, había afirmado previamente el viceministro de Relaciones Exteriores, Serguéi Riabkov, a la agencia de prensa rusa Interfax.

“Sería extraño esperar algo bueno de gente que, en muchos casos, hizo carrera con la rusofobia, derramando hiel sobre mi país”, prosiguió el diplomático, uno de los responsables rusos de las relaciones con las Américas y de la no proliferación de armamento.

Riabkov es uno de los responsables rusos de las relaciones con las Américas y de la no proliferación de armamento, en particular nuclear, por lo cual es uno de los principales interlocutores del departamento de Estado norteamericano. Considera que Rusia debe tener un “diálogo selectivo” con Estados Unidos, apuntando solamente a los “temas que interesan” a Moscú.

Rusia debe mantener una política de “contención total de Estados Unidos, en todas las direcciones, porque la política estadounidense hacia Rusia es profundamente hostil”, sostuvo Riabkov.El, entonces, vicepresidente estadounidense, Joe Biden (i), y el, entonces, primer ministro ruso, Vladimir Putin, durante un encuentro en Moscú en 2011.EFE/MAXIM SHIPENKOV/Archivo
El, entonces, vicepresidente estadounidense, Joe Biden (i), y el, entonces, primer ministro ruso, Vladimir Putin, durante un encuentro en Moscú en 2011.EFE/MAXIM SHIPENKOV/Archivo

Sobre las sanciones adoptadas esta semana por el Gobierno Estados Unidos contra 45 entidades dijo que se trata de “un intento de la Administración saliente de dar un fuerte portazo y de atender la necesidad interna de aquellos que están interesados en seguir tensando las relaciones con Rusia”.

“No haremos ningún tipo de concesiones unilaterales. Esto es algo que está absolutamente excluido. A fin de cuentas son los estadounidenses los que deben elegir cuándo, cómo y qué hacer con nuestra relaciones bilaterales”, subrayó el viceministro.

Según él, la pelota está en el campo estadounidense para una reactivación de las relaciones bilaterales y Rusia no tiene la intención de “iniciar contactos con el equipo de transición de Biden”.

Las declaraciones rusas tienen lugar pocas horas después de que Biden prometiera que iba a responder al gigantesco ataque informático atribuido a Rusia y criticara a Donald Trump por su inacción.

Para Riabkov, la administración estadounidense saliente deja “una dura herencia”, por haber adoptado múltiples sanciones contra Rusia, debido principalmente a la piratería informática y a la injerencia en las presidenciales de 2016.

“Todo va de mal en peor. Ha sido la característica de los últimos cuatro años y no tenemos la sensación de que esta tendencia vaya a cambiar”, dijo Riabkov.

(Con información de AFP y EFE)

Deja una respuesta