¿Sabes cocinar? ¿Y lavar platos?: las preguntas de un periodista a las medallistas olímpicas que indignaron a los ecuatorianos

¿Sabes cocinar? ¿Y lavar platos?: las preguntas de un periodista a las medallistas olímpicas que indignaron a los ecuatorianos

Las medallistas olímpicas en levantamiento de pesas Neisi Dajomes (oro), Tamara Salazar (plata) y Angie Palacios (diploma olímpico) acudieron a un programa de entrevistas de la TV ecuatoriana. Allí durante una hora contaron sus experiencias en la halterofilia, cómo iniciaron en el deporte, su situación familiar y, además, respondieron a preguntas como si saben bailar, si saben lavar platos o cocinar y si tienen pareja.

Las tres pesistas que hicieron historia en los Juegos Olímpicos de Tokio han visitado varios medios de comunicación en Ecuador para dialogar sobre su victoria en las olimpiadas y el trabajo que las ha llevado a conquistar los puestos más altos en sus categorías. Sin embargo, la entrevista que se celebró el pasado domingo en el programa Hora 25, conducido por el periodista Andrés Carrión, ha indignado a los usuarios en redes sociales por las preguntas que han calificado como “fuera del lugar” por parte de Carrión.

Neisi Dajomes, de 23 años, se convirtió en la primera mujer ecuatoriana en conseguir una medalla olímpica. Dajomes, que participó en halterofilia en la categoría de 76kg, ganó la presea de oro luego de levantar 263 kg. Apenas un día después del triunfo de Dajomes, Tamara Salazar, de 23 años, obtuvo la medalla de plata en la misma disciplina, pero en la categoría de 87 kg. Angie Palacios, hermana de Neisi, también participó en Tokio en halterofilia, en la división de 64kg. Palacios, de 20 años, se ubicó como la sexta de su categoría y recibió un diploma olímpico.

El éxito de las pesistas en un deporte considerado para hombres ha sido considerado por muchos como un ejemplo de cómo luchar contra los estereotipos.

En el programa de entrevistas, el presentador preguntó a Tamara Salazar acerca de su lugar de procedencia: Pusir Grande, en el Valle del Chota, en el Carchi, al norte del Ecuador. El Valle del Chota es conocido por sus deportistas de alto rendimiento, pero también por sus altos índices de pobreza y desigualdad.

Mientras Salazar explicaba las características de las personas de lugar, Carrión la interrumpió y le preguntó: ¿Tú eres buena para bailar la “bomba” (un género musical afrodescendiente originario del Valle del Chota)? Salazar respondió que es “una negra buena para bailar bomba, lo típico de nuestro Valle”. A continuación, el entrevistador le preguntó a Tamara si había comido fréjol guandul, también distintivo del lugar. Tamara dijo que sí y Carrión la interrumpió con la pregunta: “¿Y eres buena para cocinar? ¿cocinas el fréjol este?”. Salazar respondió con una sonrisa y dijo que sí sabía cocinar.

En otro momento de la entrevista, después de que Dajomes contará una anécdota de su niñez, el entrevistador interpeló a Angie Palacios, hermana de Dajomes, y le preguntó si había fumado alguna vez por curiosidad. Palacios se rió y dijo que no. Luego Carrión se volvió hacia Dajomes y le hizo la misma pregunta. Ella respondió que alguna vez habría simulado un tabaco con un papel como forma de travesura. Siguió el turno de Salazar: “¿Tamara, tú fumabas también? En el Valle del Chota, ¿tomabas ‘punta’, tomabas trago (licor)?” Salazar explicó que la ‘punta’ (licor de caña) se toma también como medicina.

Luego de 30 minutos de entrevista, las preguntas distintas a su experiencia deportiva continuaban. Por ejemplo, Neisi Dajomes explicaba que para deportistas como ellas es necesario tener a un nutricionista de forma permanente como parte del equipo multidisciplinario que necesitan. En la halterofilia se compite en divisiones de acuerdo al peso de los deportistas, de ahí que un nutricionista es importante. Dajomes además contó que la Federación de Pesas del Ecuador le negó la contribución para la alimentación porque ella no quería entrenar en Guayas. “Yo estoy entrenando en mi provincia, estoy concentrada, estoy haciendo mi trabajo y aún así no podían cubrir”, dijo Dajomes a lo que Carrión le respondió con una pregunta: “¿y qué tal eres para cocinar?” Con una sonrisa, Dajomes dijo que era “buena” para cocinar y la conversación se centró en las habilidades culinarias de la deportista de alto nivel. Luego Carrión preguntó “¿y (eres buena) para lavar platos?”.Neisi Dajomes reaccionando durante la final de la prueba de 76 kilos de halterofilia. 
REUTERS/Edgard GarridoNeisi Dajomes reaccionando durante la final de la prueba de 76 kilos de halterofilia. REUTERS/Edgard Garrido

La entrevista continuaba. Angie, dijo Carrión, “¿tú sales a discotecas, vas a bailes, cómo estamos con los hombres, con los enamorados?”. Palacios explicó que como cualquier otro joven tienen momentos para distraerse, pero dejó en claro que la diversión es secundaria en comparación con su carrera deportiva, “tratamos de disfrutar en diciembre, cuando hay un tiempo de descanso”, dijo.

La siguiente pregunta fue para Tamara: “¿tú tienes enamorado?”, dijo Carrión. “Claro, que tengo”, respondió. La conversación que había iniciado en esta ocasión analizando las lesiones que las pesistas pueden sufrir, se volcó hacia la vida sentimental de Tamara Salazar. Después, el entrevistador hizo la misma pregunta a Neisi Dajomes y a Angie Salazar, ambas respondieron brevemente y dijeron que tenían pareja.

En las redes sociales los usuarios, periodistas y activistas por los derechos de la mujer criticaron la actuación de Carrión. Por ejemplo, un usuario escribió que la entrevista demostraba que Andrés Carrión “refleja su machismo y que está lleno de lugares comunes”. Otros lo calificaron de “impresentable” y “desatinado”. Algunos cuestionaron que a los deportistas de élite varones no les preguntarían lo mismo.

La periodista María Sol Borja se refirió al incidente y escribió: “Es inaceptable que un periodista le pregunte a una medallista olímpica si sabe cocinar o lavar platos. Es una falta de respeto a la invitada, a la audiencia, a las mujeres. Y no es menor. Periodistas y medios no podemos perpetuar narrativas alejadas de los derechos humanos”.

También la activista Pamela Troya escribió “Periodista que tiene la oportunidad de lucirse con entrevista de altura al tener invitadas de lujo y, en vez de eso, hace preguntas que refuerzan estereotipos machistas. ¡Mal! Eso no es periodismo, eso es ignorancia y falta de preparación”.

Hasta el momento, Carrión no se ha pronunciado al respecto.

Deja una respuesta