‘La corrupción no es negociable y el presidente electo no interferirá en procesos judiciales’, señala Juan Carlos Holguín

Al consultarle sobre una posible negociación con el nuevo bloque correísta en la Asamblea, el pedido del candidato perdedor, Andrés Arauz, de que no se los persiga y la posibilidad de un indulto o una amnistía para exfuncionarios del correato, Juan Carlos Holguín, uno de los líderes del equipo de transición del presidente electo Guillermo Lasso, integrante de la comitiva que visitó Colombia y excandidato a la Alcaldía de Quito por CREO, fue enfático en señalar que la “corrupción no es negociable” y que el presidente electo, Guillermo Lasso, no interferirá en procesos judiciales.

La transición gubernamental, la conformación del nuevo gabinete, la posición frente a una Asamblea fragmentada y la organización del gobierno en lo interno son otros temas consultados a Holguín, en esta entrevista con Diario EL UNIVERSO, realizada el jueves 22 de abril.PUBLICIDAD

El presidente saliente, Lenín Moreno, les ha dicho que no entrega la mesa servida. ¿Qué es lo que han visto ustedes en la documentación entregada hasta el momento?

La transición será un proceso largo, lo primero que hemos recibido es un dosier general de cómo están cada una de las instituciones, es básicamente información pública y a partir del día lunes que empiezan las reuniones bilaterales de las comisiones técnicas por ministerios, secretarías, agencias y empresas públicas, por quince días, empezaremos a recibir la información más detallada.

Hemos visto con preocupación las declaraciones del presidente que creo que las hizo dentro de un marco de sinceridad, creo que eso nos levanta una alerta de lo que vamos a recibir, especialmente, en lo que tiene que ver con economía y finanzas, ha habido un muy buen ánimo de parte del gobierno saliente de entregar la información (…), pero es muy temprano todavía para dar una opinión sobre la calidad de la misma.

¿Lo que más les preocupa es el asunto económico?

El presidente electo ha planteado dos prioridades, que van independientemente del resto de la información que va en el proceso de transición, el primero es la pandemia y el plan de vacunación, y el segundo es economía y finanzas, en ambos casos son procesos que tienen un pedido de detalle mucho más profundo de entrada y que nos permiten a nosotros tomar decisiones a partir del 24 de mayo. La vacunación no puede detenerse (…) todavía no recibimos la información de vacunas, listados, procesos de compra.PUBLICIDAD

¿Cuándo les han dicho que les entregarán la información?

La próxima semana.

¿En economía y finanzas?

Empieza el día lunes, necesitamos recibir saldos en caja, cronogramas de recepción de fondos por parte de los multilaterales, cuentas comprometidas, cómo está la situación de contratos por vencerse, llegamos al 24 de mayo y el presidente Lasso tendrá que pagar sueldos en apenas seis días.

El actual gobierno ha insistido en que sería importante mantener los programas sociales que ha creado. ¿Qué opinan?

Hay que evaluarlos, cada ministro en su área se deberá evaluar. Hay que ver qué proyectos se empalman con el nuevo gobierno (…) Siempre hay cosas buenas y malas, estamos equivocados en la idea de que cada cuatro años, o en este caso cada cierto gobierno todo se tiene que refundar (…) Hay proyectos en marcha que, lo más conveniente para el país y los ciudadanos es que se terminen, muchas veces hay obras que quedan inconclusas por las transiciones. Lo correcto es que, por beneficio de los ciudadanos, del arca pública, se haga una evaluación de esos contratos en marcha.

No tienen una mayoría sólida en la Asamblea, cómo van a manejar eso, tanto en la alianza CREO-PSC como con el resto de bancadas, tomando en cuenta también las declaraciones del asambleísta Francisco Jiménez, quien ha hablado de indultos para correístas, que Andrés Arauz pidió al nuevo gobierno que les dejen de perseguir. ¿Ustedes ven la posibilidad de negociar los indultos, suavizar las medidas en contra de los procesados penalmente para así poder tener gobernabilidad en la Asamblea, obtener votos del bloque correísta?

Quienes estamos en la comisión de transición no estamos autorizados por el presidente electo, Guillermo Lasso, a hacer vocería de los temas políticos, sí puedo dar una opinión personal y es que el presidente electo ha sido bastante claro que no tolerará la corrupción y, en segundo lugar, siempre ha tenido él una idea democrática absoluta de no interferencia en la justicia, por eso sorprendieron ayer las declaraciones del asambleísta Jiménez que debe ser él, quien, a pesar de ya haber aclarado, debe aclarar aún más su posición.

Pero hay mecanismos como el indulto o la amnistía que se salen del asunto judicial que podría darlo el presidente, que podría tramitarla la Asamblea. ¿Qué piensa de estas opciones?

Nuevamente, la corrupción no es negociable y en segundo lugar no necesitamos nuevamente un presidente que interfiera en los procesos de la justicia o peor aún de la Fiscalía o de la Contraloría.

¿Se sentarían a conversar con el bloque correísta?

Yo no puedo darle esa respuesta pero, en lo personal, creo que no sería positivo para el país.

¿Por qué?

Creo que depende hacia qué, en la introducción a su pregunta usted hablaba de los temas legales. Temas de proyectos de país, ojalá tengamos una Asamblea que vote en unanimidad las cosas buenas para los ecuatorianos.

Hablando de la conformación del gabinete, ha habido mucha bulla en redes sociales sobre la participación de mujeres y grupos étnicos, ¿qué han pensando de esto?

El presidente electo fue enfático en decir que va a tener un gabinete con equidad de género y creo que eso esperamos los ecuatorianos a partir del día lunes, ver diversidad no solamente de género, sino también de pensamiento, etnias, necesitamos un Ecuador del encuentro, como él lo ofreció.

¿Y hablando de las minorías étnicas?

Creo que ahí es donde está el reto de esa conformación de gabinete y hay que esperar lo que anuncie el presidente electo.

El gobierno saliente ha tenido una mesa chica para manejarse en lo interno, ¿el gobierno de Guillermo Lasso también va a tener esa estructura?

Ese es un modelo de administración pública que no ha funcionado en muchos lugares, la mesa chica funciona cuando tienes un presidente que no es gestor, después de muchos años vamos a tener un presidente con mucha capacidad administrativa, vamos a tener un presidente que va a poder gobernar desde el sillón de la Presidencia con un gabinete de confianza (…) con capacidad para cambiar.

El gobierno había dicho que no harán contrataciones de última hora y que entrega 131 iniciativas prioritarias, 65 normativas en construcción…

Nos habían dicho que no se iban a hacer contrataciones nuevas en época de transición y ha habido varias contrataciones de última hora en varias áreas, por lo tanto, se solicitó, como un gesto de delicadeza, durante la transición que no haya contrataciones que involucren los tiempos de gobierno de un nuevo presidente, por eso se tuvo que hacer ese pedido el lunes en la reunión; lo que sí hubo es un gesto del presidente saliente de dar esa orden a sus funcionarios, que las cumplan o no las podremos ver recién el 24 de mayo. (I)

Deja una respuesta