Estados Unidos probó con éxito la primera batería de la Cúpula de Hierro comprada a Israel

Estados Unidos probó con éxito la primera batería de la Cúpula de Hierro comprada a Israel

El Ejército de Estados Unidos probó con éxito una batería de la Cúpula de Hierro adquirida a Israel, anunció este lunes el Ministerio de Defensa israelí, con imágenes del ensayo militar.

Se trata de la primera prueba de fuego real operada con soldados norteamericanos, que neutralizaron con éxito a varios drones en el desierto de Nuevo México (sur de EEUU),

En agosto de 2019, Estados Unidos e Israel firmaron un acuerdo para la adquisición de dos baterías IDDS-A (Cúpula de Hierro), que fueron entregadas en 2020 y han sido sometidas a un proceso de pruebas de aceptación y de formación de operadores durante los últimos meses.

El video, con fecha del pasado junio, muestra cómo varios cohetes son lanzados desde las baterías e impactan con éxito en los drones desplegados como objetivos.Batería desplegada en el desierto estadounidenseBatería desplegada en el desierto estadounidense

El sistema Cúpula de Hierro del ejército estadounidense está diseñado para defender a las fuerzas apoyadas contra una serie de amenazas, como misiles de crucero, sistemas de aviones no tripulados, cohetes, artillería y amenazas de mortero.

La Organización de Defensa de Misiles de Israel, dentro de la Dirección de I+D de Defensa del Ministerio de Defensa, dirige el desarrollo del conjunto de defensa multicapa de Israel, que se compone de cuatro capas operativas: Iron Dome, David’s Sling, Arrow-2 y Arrow-3.

El escudo israelí está en servicio desde hace casi una década y forma parte de los instrumentos que permiten al país mantener un predominio militar sobre sus vecinos. Los principales focos de amenaza provienen de Hamas y Hezbollah, pero también está en alerta permanente ante los misiles balísticos de largo alcance de Irán.

La historia de la Cúpula de Hierro

En 1991, durante la guerra del Golfo, el general Daniel Gold, investigador del Ministerio de Defensa, dijo por primera vez que Israel requería un dispositivo capaz de destruir misiles en pleno vuelo.

Las fuerzas de Saddam Hussein lanzaban cohetes Scud contra Tel-Aviv, y la urbe se vació de sus habitantes, dijo a la AFP durante una entrevista en el Ministerio de Defensa: “Había que hacer algo”. Tras 15 días, el general Gold y su equipo concibieron unos veinte prototipos antes de abandonarlos. Luego crearon un sistema con socios del sector privado de la defensa.

Presagiaba que los disparos de cohetes se convertirían en una amenaza mayor para Israel (…), para la que no había entonces solución”, dijo. Sus superiores no consideraban la defensa antimisiles como una prioridad.

Pero en 2007, cuando la Cúpula de Hierro se estaba elaborando, el movimiento islamista Hamas tomó le control de Gaza y lanzó cohetes y otros proyectiles hacia el territorio israelí.

Hubo que esperar a 2011 para que la famosa “cúpula” fuera desplegada. Era esencial para “salvar vidas” y “garantizar algo parecido a la vida normal en Israel”, dice. Inclusive cuando caía una lluvia de cohetes, era necesario que los habitantes pudieran “al menos ir a trabajar”.

Desplegado hace más de una década, el sistema suscitó de antemano el escepticismo sobre su eficacia. Luego interceptó miles de cohetes palestinos provenientes de la franja de Gaza, generando honores a su creador y cambiando el panorama militar de la región.

(Con información de AFP)

Deja una respuesta