Ecuador: indígenas amazónicos exigen el desalojo de “invasores” de su territorio ancestral

Ecuador: indígenas amazónicos exigen el desalojo de “invasores” de su territorio ancestral

Al menos 150 personas de la nacionalidad Siekopai protestaron pacíficamente frente a la Corte Nacional de Justicia en Quitoexigiendo el derecho a defender su territorio ancestral. Reclaman la expulsión de su territorio según la ley civil del Ecuador de familias que se instalaron alli y están talando sus árboles.

Elías Piaguaje, representante de esta nación amazónica, explicó que la nacionalidad demandó hace tres años estos mismos derechos y consiguió en las dos instancias de la Corte Provincial de Sucumbíos sendas resoluciones que los confirman como los legítimos dueños de su territorio, y ordenó la expulsión de los invasores de las 191 hectáreas de terreno.

El territorio ancestral de Siekopai actualmente ocupado se refiere específicamente a la región de Kocaya en la provincia de Shushufindi, en el límite amazónico con Colombia. Piaguaje agregó que se trata de una invasión al territorio ancestral de la nación Siekopai, sobre la que se sienten discriminados y que piden el desalojo de los colonos invasores.

La sentencia de última instancia de la Corte Nacional de Justicia del Ecuador podría incluso resolver una reparación ambiental que los invasores deberían pagar por el uso indiscriminado de los recursos madereros y de otro tipo de la zona. La nacionalidad Siekopai es la legítima dueña de sus predios según la ley civil del Ecuador y esta posesión es intransferible e inembargable, lo que incluso significa que no está expuesta a enajenaciones como producto de prescripciones adquisitivas de dominio. Esto por haber sido calificados por las autoridades administrativas y reconocido por los jueces como territorios ancestrales.

Sucumbíos es una provincia oriental del Ecuador ubicada en el norte de la Región Amazónica y que hace frontera con el sur de Colombia. Su capital administrativa es la ciudad de Nueva Loja que se encuentra a 275 kilómetros al noreste de Quito, la capital del Ecuador.

La comunidad Kokaya se asienta en el cantón de Shushufindi, uno de los 7 cantones pertenecientes a la provincia de Sucumbíos. Shushufindi se encuentra a 56 kilómetros de Nueva Loja y es fronterizo con la provincia de Orellana en una zona densamente selvática y pluvial, a 320 metros sobre el nivel del mar en una superficie de aproximadamente 2,5 mil kilómetros cuadrados.

El representante de Siekopai aclaró que el pueblo posee derechos de propiedad colectiva sobre las tierras en disputa, títulos que fueran adquiridos durante el período 1986 a 1991, y que los colonos invasores ocupan ilegalmente y de forma progresiva sus predios desde 2008, alcanzando actualmente casi la mitad del territorio de la comunidad con la finalidad de diezmar sus recursos madereros.

Una de las invasiones más importantes ocurrió en 2002, cuando llegaron 15 familias encabezadas por Pedro Pastuña y Freddy Morocho. Llegaron, se asentaron y defendieron su invasión porque aseguraban necesitar un espacio para cultivar y vivir. Hoy, más de 22 familias utilizan territorio Siekopai.

El proceso judicial para expulsar a los intrusos comenzó hace 14 años y la nacionalidad Siekopai ha ganado todos las instancias y recursos en las cortes de Sucumbíos. Piaguaje denunció que de las 400 hectáreas que les pertenecen, 191 hectáreas fueron invadidas y que 86.46 hectáreas han sido taladas, dato que coincide con los estudios del Ministerio del Ambiente del Gobierno del Ecuador.

Compuesta por 723 miembros, los Siekopai es una de las 18 etnias reconocidas en el Ecuador. El pueblo ancestral enfatizó que su existencia como cultura depende de su autonomía territorial. “Aquí también viven los espíritus de la selva, árboles y animales, que están en peligro” afirmó Elías Piaguaje, en referencia a sus condiciones de coexistencia con específico equilibro del ecosistema en la zona.

Deja una respuesta