Ecuador: después de 14 meses con las escuelas cerradas, el lunes comenzarán a volver las clases presenciales

Ecuador: después de 14 meses con las escuelas cerradas, el lunes comenzarán a volver las clases presenciales

Las escuelas y colegios que cuenten con un plan de retorno a las aulas podrán hacerlo desde este lunes, 7 de junio. La medida que busca el retorno paulatino, progresivo y voluntario, cumpliendo todas las medidas de bioseguridad, a las clases presenciales fue decretado por el presidente Guillermo Lasso, junto a otras políticas públicas en el ámbito educativo, la tarde del 2 de junio en un evento público.

Sin embargo, pese al decreto, se necesitaba la autorización del Comité de Operaciones de Emergencia Nacional (COE) para que la medida fuera efectiva. El COE, que coordina el manejo de las medidas para contener la pandemia, autorizó, en la noche del miércoles, el retorno a las aulas.

La resolución del Comité deja en claro que la medida de regreso a las clases presenciales es voluntaria y que “ninguna institución podrá obligar a la presencialidad”. Además, las instituciones educativas deberán proveer “de los recursos educativos y las diferentes ofertas y modalidades de educación”, para los estudiantes que decidan continuar con la educación telemática.

A pesar de que el Ministerio de Educación ha recibido 15.135 solicitudes de instituciones educativas para el retorno, este lunes, solo las 1.301 escuelas que tienen aprobado su Plan Institucional de Continuidad Educativa (PICE) volverán a las aulas. De estas, el 84 % (1.102) pertenece al sector rural. Tan solo el 16 % (199) corresponde al sector urbano. “En la ruralidad la dinámica es diferente y es en estos lugares donde debe priorizarse el retorno a la presencialidad considerando las dificultades para acceder a la conectividad”, indicó la ministra de Educación, María Brown.

La mayoría de las instituciones que tienen el PICE aprobado pertenecen al sistema de educación pública.

Desde marzo de 2020, las clases presenciales en el Ecuador estaban suspendidas como una medida para frenar los contagios del COVID-19. Sin embargo, 14 meses más tarde, organismos especializados como Unicef pedían que las escuelas vuelvan a abrir sus puertas, porque los efectos de la educación telemática en los niños, en su mayoría, son negativos.

Aunque solo el 4% de la población ecuatoriana está inmunizada contra el virus, el retorno a clases no implicaría un riesgo importante. Según la Unicef, que realizó un estudio en 191 países, “reabrir las escuelas no representa un riesgo para la salud” cuando ya no se está en un confinamiento total.

Paulatino, progresivo y voluntario

El plan de retorno a las aulas del gobierno busca garantizar la salud, el bienestar y el desarrollo integral de los estudiantes, así lo informó el departamento de prensa de la Presidencia. Sin embargo, solo el 8,5 % de las escuelas tienen su plan de retorno aprobado.

Por lo anterior, el COE Nacional resolvió que las instituciones educativas que no tengan su PICE aprobado, “se someterán al proceso simplificado que para el efecto determine la Autoridad Educativa Nacional, el que estará guiado por los principios de voluntariedad, alternancia, y concertación de los miembros de la comunidad educativa, así como el cumplimiento estricto de los protocolos de autocuidado e higiene, que fueron autorizados en coordinación con el Ministerio de Salud Pública”.

Como parte de la autorización para el regreso a clases presenciales, el COE Nacional resolvió que, cada 15 días, el Ministerio de Educación deberá entregar un informe sobre el seguimiento y monitoreo de la implementación de cada Plan Institucional de Continuidad Educativa.

Las universidades también abrirán sus puertas

El retorno a las aulas también aplicará para 37 instituciones de educación superior entre universidades y escuelas politécnicas. De ese total, 23 ya contaban anteriormente con su plan piloto aprobado y 14 se aprobaron el 2 de junio, según informó Alejandro Ribadeneira, secretario de Educación Superior.

Tanto en el caso de las escuelas como en el de las universidades, el COE Nacional resolvió que los puntos de vacunación que funcionan en las instituciones educativas deberán reubicarse en coordinación con el Ministerio de Salud Pública, para que no afecte al plan de vacunación 9-100 –donde se prevé vacunar contra el COVID-19 a 9 millones de ecuatorianos en 100 días.

Deja una respuesta