Conferencia Episcopal Ecuatoriana hace un llamado a las autoridades electas y pide superar los fanatismos ideológicos

Conferencia Episcopal Ecuatoriana hace un llamado a las autoridades electas y pide superar los fanatismos ideológicos

La Conferencia Episcopal Ecuatoriana (CEE) se pronunció pocas horas después de finalizado el proceso electoral para hacer un llamado a las autoridades que resulten vencedoras.

“Una vez que el pueblo ecuatoriano, ejerciendo su derecho y deber cívico de elegir, ha expresado su voluntad en las urnas, los obispos de la Iglesia católica, como hermanos y servidores, de todos, hacemos un llamado a las autoridades electorales a garantizar la transparencia y la veracidad de los resultados; a los candidatos, simpatizantes y ciudadanía en general a esperar y aceptar los resultados oficiales con dignidad y patriotismo. La campaña quedó atrás. ¡Es la hora del Ecuador!”, dice la CEE en un comunicado.PUBLICIDAD

La Conferencia dijo que se dirige a quienes han sido electos para “recordarles su compromiso de dar lo mejor de sí, de tal modo, que las aspiraciones de nuestro pueblo sean satisfechas, tal como lo prometieron durante la campaña electoral”.

Conferencia Episcopal Ecuatoriana insta a la reflexión antes de emitir el voto en la segunda vuelta electoral

Un llamado a superar los fanatismos ideológicos y las posiciones extremistas; a gobernar con sabiduría, a legislar con justicia y a fiscalizar con transparencia, fue otro de los pedidos de la Conferencia que instó también a que prime el respeto al que piensa diferente en el país.

“El diálogo, en el sistema democrático, es imprescindible para garantizar la credibilidad de las autoridades y la confianza de los ciudadanos”, apuntó la CEE.

La Conferencia dijo también que hacía un llamado a los futuros gobernantes a estar siempre cercanos a la población, compartiendo y escuchando sus necesidades, especialmente a las personas más vulnerables, de tal modo que, juntos, encuentren las mejores soluciones.PUBLICIDAD

En su misiva pidieron a los gobernantes que asuman el poder como un servicio a la comunidad, especialmente a los más vulnerables, y no como un instrumento de dominación, de prestigio social o de privilegios personales, familiares y partidistas. “Los pobres no son objetos ni medios para conquistar el poder y perpetuarse en él, sino sujetos de su propia historia”, agregó la CEE.

La CEE pidió también “reconocer y respetar los derechos humanos fundamentales, comenzando por el derecho a la vida en todas sus expresiones, a la libertad individual, social, política y religiosa, el derecho a la educación integral, el derecho a un trabajo digno y adecuado, el derecho a la salud, el derecho de la mujer a que su aporte a la sociedad sea reconocido y promovido, así como también el derecho de la naturaleza a ser preservada y defendida”.

“Que el Señor resucitado nos conceda la sabiduría y la fuerza para juntos construir un Ecuador inspirado y sostenido en los grandes valores de la unidad, de la fraternidad, de la reconciliación, de la paz, de la justicia, de la equidad y de la solidaridad”, apuntó la CEE en su comunicado. (I)

Deja una respuesta